TITULARES
Inicio | Foro | Editorial | Editorial Foro Nº 82

Editorial Foro Nº 82

El millaje óptico…….

Tuve la fortuna de compartir con un renombrado médico del hospital que ya estaba más allá de los 75 años de edad y en el hospital, todos habíamos compartido de una u otra manera, una parte de nuestra vida con él y le estábamos muy agradecidos. Cuando estábamos junto a el, teníamos una sensación dividida, la primera, era que ya había pasado el tiempo, se estaba poniendo viejo, lo veíamos cansado y que tal vez era el momento de que se retire. La segunda sensación, era la de un hombre carismático, con mucha alegría, demasiado conocimiento, que amaba el hospital, había dado su vida por la institución y seguía trabajando con un entusiasmo enorme.

Se le hicieron numerosos homenajes para decirle gracias por todo e insinuarle que era el momento de ir a descansar y disfrutar el resto de su vida. Pero contrariamente a lo esperado, después de cada homenaje y de oír las palabras de cada uno de los ponentes, él decía, no puedo irme, soy demasiado bueno e importante para la institución y este lugar no va a ser lo mismo sin mí.

Son estos los médicos los que han dado vida y mucho sentido a una unidad en el hospital y son uno de los tesoros que se debe cuidar y aprovechar al máximo, tanto su conocimiento y experiencia. Todo lo acumulado a lo largo de muchos años de trabajo frente al microscopio (millaje óptico), es una fuente invaluable de información y debe ser compartida sobre todo con la gente joven en formación.

Creo que, en algunos lugares, estos profesores no son valorados y los olvidamos muy pronto, perdiendo un potencial de enseñanza muy importante dentro de nuestros hospitales.

Un gran abrazo,
Martin

Acerca de Dr. Martin Sangueza

Servicio de Patologia Hospital Obrero Nro 1.
Caja Nacional de Seguridad Social
La Paz, Bolivia

Check Also

Editorial Nº 90

Jaime Arturo Mejía, MD IFCAP
INSTITUTO DE PATOLOGÍA CALI, COLOMBIA
"respice post te, hominem te esse memento"
El triunfo romano era una ceremonia que los antiguos celebraran con gran pompa y circunstancia. Nada tenía que ver con un partido de fútbol o calcio, para ser más exactos histórica y lingüísticamente.

2 Comentarios

  1. Querido Martin:
    No comparto tu entusiasmo por estos maestros perennes. Me parece muy cuestionable además de peligrosa la frase “no puedo irme, soy demasiado bueno e importante para la institución y este lugar no va a ser lo mismo sin mí”. Creo que es muy evidente que tu admirado médico descalifica a el resto de sus colegas al considerarlos incapaces de ejercer la profesión con la misma o, (anatema!) mejor calidad. Este tipo de actitud se explica en parte por las atávicas pautas de conducta que heredamos de nuestros colonizadores ibéricos quienes fomentaron un escalafón inamovible dominado por el profesor supremo quien exige el halago permanente de sus súbditos. En mi opinión, esta actitud favorece el estancamiento intelectual. No quiero que mi comentario se interprete en forma negativa. Por supuesto que debemos tenerles respeto a nuestros maestros pero no adulación.

    Un gran abrazo

    Jose Jessurun

  2. mi querido Pepe:
    El respeto y carino hacia la gente que da todo por una institucion creo que debe ser una forma de demostrar la gratitud. Creo que debe tenerse una politica integradora por que mucha de esta gente tiene mucho que enseñar y de ninguna manera induce al estancamiento intelectual. Hoy en dia, en muchos centros, se desperdicia a estos cerebros. Esto no significa que se integre nueva gente con nuevos conocimientos, es mas, creo que entre la experiencia y el nuevo conocimiento se pueden llegar a tener metas muy interesantes.
    Finalmente, es respeto y el carino, de ninguna manera son adulacion.
    Un gran abrazo,
    Martin

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *